Tratamiento del agua potable


Antes de que el agua llegue a nuestras casas, pasa por un conjunto de procesos. Desde su fuente de origen hasta los sistemas de distribución, este recurso se somete a pruebas para que podemos obtener agua potable.

ONU: El agua no potable y el saneamiento deficiente son las causas principales de la mortalidad infantil.

¿Qué es el agua potable?

El agua potable es aquella agua para el consumo humano. Puede ser consumida para beber o preparar alimentos y no provoca daños en la salud.

Según la OMS

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el agua potable es el agua utilizada para los fines domésticos y la higiene personal, así como para beber y cocinar. Agua potable salubre es el agua cuyas características microbianas, químicas y físicas cumplen con las pautas de la OMS o los patrones nacionales sobre la calidad del agua potable.

Según la ONU

Según la Organización de las Naciones Unidad (ONU) el acceso a agua potable y a unos servicios de saneamiento adecuados es vital para la salud humana, pero además tiene otros beneficios importantes, que van desde los que se identifican y cuantifican con facilidad (ahorro de costes y tiempo) hasta los que son más intangibles (comodidad, bienestar, dignidad, privacidad y seguridad).

Procedimientos para obtener agua potable

Los principales pasos para tratar el agua en una planta especializada para que llegue a cada domicilio sin riesgo, son los de monitoreo:

Desde la fuente del agua

Se debe observar el agua desde su fuente de origen (sea subterránea, superficial o una mezcla), debido a que puede estar contaminada de forma accidental o intencional. Además puede ser vulnerable a los cambios estacionales o relacionados con el clima.

Medición del agua

La medición se refiere a los procesos de coagulación, floculación, y purificaciónque del agua que llega a la planta. Es importante cada detalle para optimizar el proceso.

Filtros

Se recomienda observar la turbidez de flujo en los medio de filtros. Esto garatizará que el agua sea apta para el consumo público.

Procesos de desinfección

Se realizan diversos métodos para obtener agua potable. Una de ellas es el uso de cloro, el desinfectante más usado. Además es un agente oxidante para el control del olor y sabor. Evita la proliferación de algas, mantiene limpios los filtros y elimina el hierro y el manganeso.

Un desinfectante secundario es lacloramina. Actualmente existe variedad de oxidantes o desinfectantes para reducir los problemas de olor y sabor y facilitar la eliminación del hierro y del manganeso.

Distribución

Se debe garantizar la calidad del agua potable en cada hogar. Cada paso es importante para el siguiente, esto involucra el monitoreo del agua potable que llega a los domicilios.